ALEJANDRO PÉREZ LUGÍN
compostela

Sobre Edición Menor y Edición Mayor

La Editorial Camiño do Faro pone a disposición del público lector y de los analfabetos, que también son de dios, unas ediciones bien diferenciadas de La Casa de la Troya: autenticas, gustosas de la arcanía, elegantes, esteticistas y rigurosas.

«EDICIÓN ILUSTRADA»

La Edición Ilustrada de La Casa de la Troya de Camiño do Faro es reciente y entre los aficionados y los bibliófilos está considerada como la mejor. La Editorial y la gente que la compone le han sobrepuesto al acumulo de horas y a su estética todo el cariño que sienten por la obra, por el autor, por el siglo XIX, por la ciudad de Santiago y por todos los tunantes. Lugín se mostraría satisfecho; contento.

La Edición Ilustrada ha tomado como origen, la inspiración de su factura, formato, estilo, composición y tipografía la princeps de la librería de los Sucesores de Hernando, 1915; dando cabida a 120 ilustraciones originales, realizadas ad hoc por la artista Cristina Figueroa. La introducción, de treinta páginas, que ha sido escrita por Lucindo-Javier Membiela analiza diversos motivos tales como el quién es quién, el porqué del éxito de la novela y cuáles fueron lo escenarios que amaron los troyanos de aquella bella, bellísima, Compostela siempre jacobea, estudiantil y finisecular.

Edición ilustrada de La Casa de la Troya (Camiño do Faro, 2008). Es sin quizás la más cuidada y sobresaliente por su rigurosidad, estética y riqueza.

Páginas interiores de la primera edición de la obra (Sucesores de Hernando, 1915). Sobre la que se basó Camiño do Faro para recrear el libro que hoy se busca y se encuentra o no se encuentra en el mercado.

La Edición Ilustrada de Camiño do Faro que se basa en el formato y mejora la tipografía y la estética de la de Sucesores de Hernando, contiene 120 ilustraciones originales de la artista Cristina Figueroa y una introducción esencial de 30 páginas de Lucindo-Javier Membiela.

Características técnicas

La Casa de la Troya, Alejandro Pérez Lugín (1915).

—Edición de: Lucindo-Javier Membiela; realzada sobre el original de 1915.

―Introducción de Lucindo-Javier Membiela: Treinta páginas en la que se ofrecen datos inéditos e insólitos y los apartes correspondientes a las colaboraciones que para la «Edición Mayor» han escrito monseñor José María Díaz  (Deán de la Catedral de Santiago de Compostela) y Don Amando de Miguel (Sociólogo y Catedrático de la Complutense).

—Edición Ilustrada: 120 ilustraciones originales de la artista Cristina Figueroa

—Formato: 21,5 (alto) * 13,6 (ancho) cms.

—Número de páginas: 392 págs.

—Encuadernación: Rústica con camisa; doble impresión; cuatricomía.

—Incluye: Un tarjetón exento con el plano de Santiago de Compostela de la época en que se inspira la novela, que fue grabado por el orfebre compostelano Mayer y que recoge las plazas, las fuentes, los barrios, las rúas, los monasterios, las puertas y los postigos de la villa; y un listado de referencia de sus nombres con el indicador de su situación. En el reverso se incluye, sobre un fondo que recoge la fachada de la Casa de la Troya, la bibliografía, la vida y los milagros, de don Alejandro Pérez Lugín.

—Papel: Alta calidad, Munken Pure, 100 grs.

—Precio: 18 euros.

Actuación de la óptima y estupenda Tuna de Derecho de la Universidad de Santiago durante la presentación del la edición en la Librería Couceiro de Santiago; que está situada en la plaza de Cervantes a escasos metros de la Casa de la Troya. 24 de abril de 2008

imagenes/fck/file/9_%20Promocional%20La%20Casa%20de%20la%20Troya.pdf

 

EDICIÓN «RICA O MAYOR»

La edición que Camiño do Faro denomina «Rica o Mayor» se ha elaborado como un libro-objeto; dedicándole un centón de horas y ensayos tal cual y más que los que necesitaron los Huevos de Pascua Fabergé para el Zar y familia imperial de todas las Rusias y el diseño de la Jewelry de Tifanny para los Rockefeller y los Kennedy de todos los Estados de la Unión.

Esta edición de gran envergadura y de gran empeño contiene:

— Un prefacio, nueve introducciones y multitud de colaboraciones de las más prestigiosas firmas nacionales e internacionales, entre las que se hallan musicólogos, escritores, catedráticos, periodistas, autoridades civiles y religiosas, los presidentes de las Asociaciones de la Prensa de las ciudades en las que vivió Pérez Lugín, letrados, magistrados, artistas y críticos de arte y literatura.

—Un glosario ilustrado con más de 1.200 epígrafes que desarrolla y amplía los motivos que aparecen en este libro emblema de la ciudad de Santiago de Compostela y denota los personajes, las rúas, de la Universidad, los conventos y la Catedral, los cafés, las jerarquías, el ocio, el comercio y el transporte, la gastronomía y los usos y las costumbres de su tiempo. El glosario contiene un más que abundante haz de estampas a color de época, fotografías modernas y antiguas, documentos, grabados, mapas, planos y material gráfico de gran divertimento e interés.

—Ilustraciones inéditas y a color elaboradas por la artista Cristina Figueroa, por Legaye y Balboa de Ocaranza.

— Y el diseño y la estética trabajados por Legua y por Fembiella Art´s sobre un formato de 27 cms (alto) * 20 cms (ancho).

 

Muestra de las numerosas ilustraciones que contiene el libro. La Edición Mayor contendrá nuevas estampas a color de la ya mentada Cristina Figueroa, de Legaye y Balboa Ocaranza.

Veamos como ejemplo uno de entre los 1.200 epígrafes que contiene el glosario de la Edición «Rica o Mayor» de La Casa de la Troya.

BARREIRO, ALEJANDRO.

Apellido, muy gallego, que portó un conocido cronista de arte, abogado, periodista y finalmente director de La Voz de Galicia.

Don Alejandro Barreiro, que era un buen tañedor de guitarra y que fue estudiante en Santiago y periodista en Coruña, era un gran amigo de don Alejandro además de autor de La Ruta de «La Casa de la Troya» a petición del autor.

Dentro de los críticos de cierta enjundia, es el único que a la llana alaba La Casa de la Troya denominándola novela regional y comparándola con varias obras de la Pardo Bazán, Antonio Trueba, Pereda y Blasco Ibañez; y añadiendo que dada su peculiaridad no se la puede encasillar de una forma categórica. El tiempo vino a darle la razón puesto que en La Historia Crítica de la Literatura Española la obra de Lugín aparece en el apartado de «Las Novelas de Costumbres». En mi opinión también debería ser incluida en el apartado de los «Cuadros de Picaros, “sección zarzuela”».

Don Alejandro Barreiro, era más joven que el autor de La Casa de la Troya por lo que sus apariciones en la obra no se deben a la realidad sino a una muestra de la amistad que le profesaba Lugín, que además escribe,«El diminuto Nietiño, armadanzas de esta función, dirigía la orquesta, sirviéndole de batuta una flauta, que tan pronto tocaba como blandía marcando el compás. Manolito Gómez y [...] tocaban el violín; Luis Boullosa y [...] tañían sendas bandurrias; y Barcala y [...] Alejandro Barreiro, de la posada de la Vizcaína, hacían el bajo con sus guitarras [...]», y«Al salir a la calle dividiéronse. A unos se los llevaron a sus casas medio arrastrando. [...] Álvaro Soto, Alejandro Barreiro y Augusto, con las capas caídas y arrimados a una pared, tiraron de lo más sentimental de su repertorio y estuvieron cantando y tocando hasta que apareció un villéu que les impuso silencio» y«[...] Barreiro, que bebe los vientos por una coruñesita pichú canela, de la que se enamoró el otro día en una boda a través de una tarta que figuraba un puente, ¡el puente de los suspiros! [...]» y«[...] y la grave guitarra de Alejandro Barreiro, plañía canciones melancólicas [...]».

En fin Lugín conoció a este santiagués-coruñés, que era hijo de don Bernardo Barreiro Vázquez Varela (director de la revista de estudios Galicia Diplomática, ilustre historiador, antropòlogo, escritor y periodista, conocido es su libro "Brujos y astròlogos de la Inquisiciòn en Galicia" y el libro de San Cipriano, màs conocido como el Ciprianillo) después de la fecha que señala como la de aquella a la que se acoge la trama de su novela, y en ello y en más los Linares Rivas, Filomena y Juan Dato Muruais, Répide, Villaescusa, Manolo Casás, Tomás Borrás, Membiela, Posse, Toribio Pollán, el doctor Cerecedo, Herce, Pepe Nieto, Orozco, Cimadevila, Ocaranza, Salgado, Agra, Lino, Miñobre, Abad, Novo, Montañés, Nuñes, Panchón y otros muchos citados en otros epígrafes —véanse— fueron en diferente grado los amigos seniors de Lugín en Galicia, Coruña, Sada, El Portazgo, Vilaboa, Alvedro, y El Burgo; hasta el año 1926 en que falleció.

La Ruta de «La Casa de la Troya» escrita por el troyano Alejandro Barreiro, que fue amigo de Lugín y ex-director de La Voz de Galicia.

The House of Troy
OBRA PREMIADA POR LA REAL ACADEMIA DE LA
LENGUA ESPAÑOLA
Edición de Lucindo-Javier Membiela
Ilustraciones de Cristina Figueroa